lunes, 23 de marzo de 2020

VIOLINO TZIGANO

Gran Joselito (vid. "Mamma Roma").


Oh tzigano dall'aria triste e appassionata,
Che fai piangere il tuo violino fra le dita,
Suona ancora, come una dolce serenata,
Mentre, pallida, nel silenzio ascolterò
Questo tango che, in una notte profumata,
Il mio cuore ad un altro cuore incatenò.


Suona solo per me,
Oh violino tzigano.
Forse pensi anche tu
A un amore laggiù
Sotto un cielo lontan.

viernes, 20 de marzo de 2020

"¿SEREMOS CAPACES?"




 “Recuerda que debajo de tu ropa estás desnudo”
(Proverbio indio)

¿Seremos capaces?

¿Seremos capaces de prescindir
de nuestras vestiduras sociales
y tutearnos?
¿O siempre nos esconderemos
detrás de nuestras corazas protectoras?
¿No podré olvidar, por un momento, que eres Excelentísimo Señor,
y tutearte?
¿No podrás olvidar, por un momento, que no soy socialmente correcto
y te dirigirás a mí como a un igual?
¿Tan mal visto está todo eso?
Déjalo:
como no seremos capaces de olvidar dónde estamos
y quienes somos,
una conversación amistosa entre nosotros es imposible.
Disculpe usted que le haya hecho perder el tiempo con estas reflexiones. Buenas tardes.

(Antonio J. Quesada: poema extraído del libro "Desde el otro lado del espejo")

viernes, 13 de marzo de 2020

POEMA "FUGA"

Se publica en el Número 23 de la Revista Paradigma (marzo 2020), mi poema "Fuga".
Es todo un honor ser parte de este número, con firmas de tal calidad.

https://drive.google.com/file/d/1suxag7X6wtwZqJWkVNenrWPNCPqXE1xg/view?fbclid=IwAR2jQXxa7BDJe_KpViSU2a7HkkgqLktgBTaOifXA8Z5oXV9-hUwCftD_d0s



Fuga
A aquellos liquidadores, inhumanamente liquidados
El reactor estaba, ya, en calma,
pese a todo.
El espectáculo había terminado.
Travestidos de hombres del futuro,
desgraciados salvadores,
nos adentrábamos en las entrañas
del monstruo ahora dormitante.
Calor. Enemigo calor. Calor exorbitante. Calor.
Allí estábamos:
llamas humanas procedentes de un futuro que nunca alcanzaríamos.
Dentro del disfraz
ardían las plantas de nuestros pies
y sudábamos, bajo la escafandra.
¿Qué era todo aquello tan gris? ¿Sobreviviríamos?
Desorientados, cadáveres todavía en pie,
muertos sin sepultura entre resplandores atómicos,
recorríamos aquellos territorios apocalípticos
intentando ayudar.
Caminábamos, tranquilos y equipados, hacia la muerte.
                                                     (Antonio J. Quesada, poema inédito)

viernes, 21 de febrero de 2020

COMANDANTE

Publica la revista Café Montaigne mi relato "Comandante", en el que me ocupo del poder, de su ejercicio y de la regeneración de las élites (¿un país de sacristanes?). Temas que, por otra parte, desconozco. Como de costumbre, no me respetan los espacios entre planos y lo convierten en algo difícil de entender. Nuevamente.


https://cafemontaigne.com/comandante-antonio-j-quesada/literatura/admin/?fbclid=IwAR3yAX9Cm-iLreHQjmpbsBqiaG8rcFo7JOQd7pybZCRPqDsdhJoxGgfNGhg


COMANDANTE

Antonio J. Quesada

“En bastantes ocasiones, los sueños se terminan roncando”

En el momento en el que, en televisión, interrumpieron el capítulo de la telenovela todos supieron que algo grave había sucedido. Se hizo el silencio en la cafetería y, desde todas las mesas, todos los ojos se concentraron en el pequeño televisor.
En la pantalla apareció un señor vestido de militar, con el semblante muy serio y los ojos tristes, con la bandera de la Patria detrás de él y con un folio en la mano. Peor escenografía, imposible.


“Con motivo del enorme esfuerzo realizado para lograr en estos últimos días que nuestra Patria quede libre de toda actividad subversiva y antipatriótica, días y noches de trabajo continuo sin apenas dormir han dado lugar a que mi salud, que ha resistido todas las pruebas desde hace treinta y cinco años, se sometiera a un estrés extremo y, por primera vez en la Historia, se quebrantara.
Esto me provocó una crisis intestinal aguda con sangramiento sostenido que me obligó a enfrentar una complicada operación quirúrgica. La operación me obliga a permanecer varias semanas de reposo, alejado de mis responsabilidades y cargos.
Como nuestro país se encuentra permanentemente amenazado y no puede abandonar la trinchera en ningún momento, por causa de la actividad permanente de ciertos Gobiernos extranjeros que todos conocemos, que no descansan para lograr el mal de nuestra Patria, he tomado la siguiente decisión:

1) Delego con carácter provisional mis funciones como Primer Secretario del Comité Central del Movimiento en su Segundo Secretario, camarada Sacristán Villanueva.
2) Delego con carácter provisional mis funciones como Comandante en Jefe de las heroicas Fuerzas Armadas en el camarada General del Ejército Sacristán Villanueva.
3) Delego con carácter provisional mis funciones como Presidente del Consejo de Estado y del Gobierno de la República en el Primer Vicepresidente, camarada Sacristán Villanueva.
4) Delego con carácter provisional mis funciones como impulsor principal del Programa Nacional e Internacional de Salud Pública en el Miembro del Buró Político y Ministro de Salud Pública, camarada Villanueva Sacristán.
5) Delego con carácter provisional mis funciones como impulsor principal del Programa Nacional e Internacional de Educación en los camaradas Sánchez Sacristán y Sacristán Arias, Miembros del Buró Político.
6) Delego con carácter provisional mis funciones como impulsor principal del Programa Nacional de la Revolución Energética y de colaboración con otros países en este ámbito en el camarada Raúl Sacristán Sacristán, Miembro del Buró Político y Secretario del Comité Ejecutivo del Consejo de Ministros.

Los fondos correspondientes para estos tres programas, Salud, Educación y Energético, deberán seguir siendo gestionados y priorizados, como he venido haciéndolo personalmente, por los citados camaradas, quienes me acompañaron en estas gestiones y deberán constituir una comisión para ese objetivo.
Nuestro glorioso Movimiento, apoyado por las organizaciones de masas y todo el pueblo, tiene la misión de asumir la tarea encomendada en esta Proclama.
Ruego a la Patria que el noventa aniversario de mi cumpleaños, que tan generosamente miles de personalidades acordaron celebrar el próximo 1 de septiembre, sea pospuesto para el 2 de diciembre del presente año, 50 aniversario del Desembarco del Progreso, la heroica gesta que comenzó la lucha final y la victoria sobre la Tiranía.
Pido al Comité Central del Movimiento y a la Asamblea Nacional del Poder Popular el apoyo más firme a esta Proclama.
No albergo la menor duda de que nuestro pueblo y nuestra Revolución lucharán hasta la última gota de sangre para defender estas y otras ideas y medidas que sean necesarias para salvaguardar este Proceso Histórico. Los enemigos de la Patria y de la Revolución jamás podrán aplastarlas. La Batalla de Ideas seguirá adelante.
¡Viva la Patria!
¡Viva nuestra Revolución!

Fulgencio Sacristán Sacristán. Comandante en Jefe, Primer Secretario del Movimiento Nacional y Presidente de los Consejos de Estado y de Ministros. Julio, 31 del 200…”.


En el momento en el que, en televisión, interrumpieron el capítulo de la telenovela todos supieron que algo grave había sucedido. Se hizo el silencio en la cafetería y, desde todas las mesas, todos los ojos se concentraron en el pequeño televisor.
En la pantalla apareció un señor vestido de militar, con el semblante muy serio y los ojos tristes, con la bandera de la Patria detrás de él y con un folio en la mano.
Peor escenografía, imposible. Sí.